“ORIGINALIDAD ES VOLVER AL ORIGEN...."

Antón Plácido Guillermo Gaudí i Cornet, más conocido como Antonio Gaudí (Tarragona 1852- Barcelona 1926) es considerado el máximo representante de la arquitectura moderna, no solo Catalana sino mundial. Pero porque fue Antonio Gaudí catalogado de “Genio”?, que fue lo que hizo a su arquitectura trascender hasta nuestro días?

Una de las explicaciones es sin duda el como su arquitectura, a pesar de coincidir con el movimiento modernista, se adelanta a su propio tiempo, separándose notablemente de los estilos de la época, marcada, cabe mencionar, por una búsqueda de identidad regional y un diferenciarse del resto.

Habiendo crecido en pleno contacto con la naturaleza, observando y detectando sus formas, texturas, colores y estructuras, tratando de entender las leyes que las rigen, no es de extrañar que dicho aprendizaje haya sido fundamental para la forma como Gaudí concibió su obra, fusionando arquitectura y decoración pero con la idea clara en mente que la naturaleza no obedece a principios estéticos sino a necesidades funcionales. Y eso es tremendamente evidente en su arquitectura, donde todo elemento tiene un porque, donde nada es meramente decorativo.


Detalle puerta Casa Batllo: Manejo de la luz entre espacios

Apreciar y descifrar su arquitectura es una lección para todo arquitecto, que piense que lo funcional no puede llegar a ser estético y una lección también para todo ingeniero que piense que lo decorativo es inútil o superfluo. Bajo mi punto de vista es aquí donde radica la magistralidad de la obra de Gaudí, en ese perfecto equilibrio entre función y forma.

Se pueden distinguir tres etapas en la obra de este gran arquitecto:
Periodo 1880-1900
Marcado por el afán de Gaudí, de encontrar su propio estilo y cuya búsqueda se ve reflejada en la aparición de diversos estilos en sus obras.

Tenemos primero La Casa Vicens y la villa El capricho con influencia de la arquitectura musulmana, estilo que en esos años influenció al modernismo español, buscando la síntesis de formas y espacio y usando básicamente como materiales, la cerámica decorativa, fierro fundido, ladrillo, piezas de vidrio, etc.

Luego aparecen obras como el El Palau Guell con elementos medievales e influencia clara del estilo gótico. Marcado uso del mármol, mampostería y ladrillo. Búsqueda del manejo de la luz, el volumen y el color. Uso de arcos, vanos ojivales, chimeneas y columnas.


Casa Vicens, Fachada exterior





La casa Calvet de estilo barroco, cierra esta etapa, con su ingreso simétrico, tribunas, balcones y uso de una gran variedad de materiales.








Casa Calvet: Fachada Exterior


Periodo 1900-1914

Es en esta etapa, donde Antonio Gaudí, llega a su máxima madurez y donde concibe la gran mayoría de sus obras mas reconocidas. Aquí se marca el inicio del uso de un estilo más arriesgado, más personal, colorido y alegre por parte del arquitecto. Es este periodo además, donde su reflexión y estudio sobre la leyes de la geometría y la naturaleza se hacen más evidentes.


En la Cripta de la colonia Guell, Gaudí explora estas leyes a fondo, logrando la utilización de nuevas formas estructurales que le permitieron reducir columnas y contrafuertes, creando una estructura autosoportante, semejante a la de un árbol y un efecto aún más impresionante con el uso de materiales raros y formas innovadoras como los paraboloides hiperbólicos. En el Parque Guell, Gaudí logra crear el perfecto ejemplo de la arquitectura integrada a la naturaleza, o más bien como dicen muchos, que la estructura pareciera salir de la misma naturaleza, con el uso de un lenguaje netamente orgánico y expresionista.



Tres vistas del Parque Guell: Detalle techo, ingreso prinicipal, detalle bancas


Luego tenemos, la Casa Batlló y la Casa Milá comúnmente conocida como “La Pedrera”. En la primera, remodelación de una edificación existente, se puede ver un claro ejemplo del lenguaje metafórico naturalista, que evocan esqueletos marinos, remolinos acuáticos, o de leyenda como la cresta de un dragón.



Dos vistas Casa Batllò: Fachada principal


Cabe destacar el manejo soberbio de la luz, no solo con superficies vidriadas sino también con efectos en el empleo de algunos materiales como por ejemplo, los azulejos de diferente tonalidad, los cuales varían de color a medida que ascienden hacia arriba por el patio interior, pensado en darle iluminación a toda la edificación. Cabe destacar el uso de sistemas de ventilación totalmente mecánicos, como piezas de madera giratorias y regulables, que permiten la entrada de aire a las habitaciones en la medida que se requiera. Es igualmente importante mencionar el cuidado que tuvo Gaudí en diseñar cada rincón, incluso las chimeneas en el techo o el tanque de agua, fueron pensados con cuidado e integrados magistralmente a toda la estructura.




Dos vistas Casa Batllò: Azulejos Patio interior, remolino en techo en interiores


En el caso de la Casa Milá, destacan su concepción de planta libre y fachada totalmente autosoportada. Esta obra es clara muestra en la marcada libertad en el diseño, lograda por el arquitecto.


Tres vistas Casa Milà (La Pedrera) : Fachada principal desde la esquina, vista aerea, vestibulo ingreso


Periodo 1915-1926



Etapa marcada por la predominancia de los elementos geometricos. Aquí deben mencionarse obras como, la iglesia de la Colonia Guell, las escuelas de la Sagrada Familia pero por sobretodo el Templo de la Sagrada Familia.


La sagrada Familia: Fachada exterior


La Sagrada Familia, obra que no pudo ver acabada pues lo sorprendió la muerte y que aún sigue en construcción, es considerada su más grande obra y donde se sintetiza tal vez todo su aprendizaje y experiencia. Plagada de simbolismos por donde se mire, hasta en los colores (Rojo: la sangre de cristo, Amarillo: Dios, Naranja: espiritu santo). Destacan las torres de forma cónica y con terminales de formas cristaloides interconectadas, que podrían representar la cruz, el anillo, la mitra y el báculo de un obispo, o las torres humanas de Tarragona o alguna construcción nativa africana.

La planta basilical se compone de 5 naves y un crucero de 3 naves. Algunos estudiosos dicen que el Templo reúne la idea de la catedral Sintética de Boileau: el plano de San Pedro, la elevación de Chartres y el espacio de la Alhambra.


La Sagrada Familia: vista lateral

“…Incorpora 18 torres en total, 4 en cada fachada (nacimiento al oriente, pasión al poniente y gloria, el acceso que mira al mar), es decir, 3 (trinidad) por 4 igual 12 (apóstoles), luego 4 torres rodean el altar (los 4 evangelistas) una corona el ábside (dedicada a la Virgen) y la más alta corona a Jesucristo (con la cruz gaudiana de 4 aspas a 170 metros de altura, será la catedral más alta del mundo)….” Fuente: La arquitectura de la naturaleza” Christian Matzner.


La Sagrada Familia: Detalle fachada principal


Antonio Gaudí y su obra, todo un aprendizaje y un real placer para los ojos…


Otras fuentes: Wikipedia, Michigan State University
Entrada publicada por SYD708 el domingo, 15 de julio de 2007 .
Etiquetas:
 

6 comentarios :

Maggy dijo... | 15 de julio de 2007, 18:05

Hola,
No entiendo de arquitectura, ni del juego de luces, al ver las fotos por primera vez no me fije en los detalles de la construccion, simplemente me parecio un placer para los ojos. Son grandes obras.
Acabas de poner en imagenes una de las razones por las cuales quiero visitar Barcelona.
Un beso.

dsdmona dijo... | 15 de julio de 2007, 20:38

Parafraseando a Maggy digo que has puesto una de las razones por las que me encanta la ciudad donde nací y donde vivo, es un enorme placer poder contemplar cada día si me apetece tales maravillas y deleitarme con sus formas, colores y matices porque te aseguro que cada vez descubro una pequeña nueva genialidad de este arquitecto absolutamente fabuloso...

PD: Maggy, cuando quieras serás bien recibida

D:

Maggy dijo... | 15 de julio de 2007, 20:43

Gracias Dsdmona

Anónimo dijo... | 21 de julio de 2007, 9:17

Y pensar que en su epoca fue un incomprendido ... y hoy miles de turistas admiran sus obras... Personalmente lo que más me fascina de Gaudi es su fusión de arquitectura y decoración(verjas como los dragones protectores de la finca Guell o la de la Casa Vicens), los muebles diseñados para la Casa Calvet o el Palacio Guell y por supuesto esas formas ondulantes como las que se ven en la Casa Milà, llamada popularmente "La Pedrera" (cantera)por estar realizada con una piedra de color blanco-crema,
Tu exposición sobre este genio demuestra tu gran sensibilidad, desde BCN gracias.
IBM

Anónimo dijo... | 26 de julio de 2007, 18:21

Vaya por delante que no tengo ni idea de arquitectura, lo único que se es que hay cosas que me gustan y cosas que no me gustan, supongo que en función de que sean acordes o no con mi concepto de estética. Lo primero que vi de Gaudí fue el "Palacio Episcopal de Astorga" obra que según tengo entendido no terminó él. Después "La Casa Botines" en León que le encargaron cuando dirigía las obras del anterior por una evidente proximidad geográfica, entre otras razones. Mi primiera visita a Barcelona me permitió ver su obra, y me quedé impresionada. El verano pasado visitando Santader, pasamos por Comillas y descubrí "El Capricho" (convertido en un restaurante) y qué decir. Es un auténtico placer para los sentidos disfrutar de su obra.
Un beso
Tempodelecer

Anónimo dijo... | 5 de agosto de 2007, 15:41

Yo tampoco tengo ni idea de arquitectura, pero a mis años tengo muy claro lo que me gusta y lo que me desagrada.

Gaudí es uno de mis ídolos. Cuando era pequeña visité Barcelona por primera vez y me impresionó el Parque Guell y las obras de Gaudí que visitamos. Con la escasez de medios de aquellos tiempos (finales de los '50) estuve contemplando y admirando unas postales que me compraron mis padres de la Sagrada Familia y de otros monumentos de Gaudí durante una buena temporada, pensando que cuando fuese mayor volvería muchas veces para verlas.
La última vez que he estado en Barcelona ha sido con dsdmona, una amiga muy querida para mi que se esforzó al máximo en aprovechar cada minuto para mostrarme todaslas bellezas que guarda su ciudad. Fue toda una delicia para mi recorrer Barcelona en su compañía.
Un beso.
silenceisgolden